miércoles, mayo 12, 2010

¿Cómo se hace uno fan de un equipo alemán de futbol?




Quizás es porque no nací en Alemania y porque no soy un gran futbolista, pero aún así desde que llegué a Alemania he querido apoyar a un equipo de futbol.

Las razones son muy sencillas. Uno está solo y no tiene muchas anclas emocionales con la tierra que adoptas. Lo más fácil es seguir un deporte de masas como el futbol.

Y eso intenté. Eso llevo intentando seis años. Miserables. Decepcionantes. Y puedo concluir, con mi vista como extranjero, que el futbol alemán no te clava una espina para seguirlo.
La primera vez que fui al Estadio Olímpico de Berlín aterricé en el bloque de fans del Hertha. Iba con el amigo V, un mexicano que hace las mejores guías de deportes y conciertos del mundo. Fue hace justo como 7 años, cuando apenas estaba visitando la ciudad para ver si me venía a vivir. Ese bloque de fans del Hertha estaba atrás de una de las porterías. Era un ambientazo. No se veía nada pero se gritaba mucho. El único gol, o los únicos goles, ya no recuerdo, fueron en la otra portería y sólo nos enteramos por los gritos. O los silencios.

El Estadio Olímpico fue remodelado para el Mundial, con su pista de atletismo azul y un semi domo. Era ya un edificio que conjuntaba toda su historia hitleriana con la modernidad. Nada mal. Fui todavía a un par de partidos del Hertha y como periodista hice algunos reportes del estadio y del Mundial. Pero seguía sin estar convencido. El Hertha, con todo y el brasileño Marcelinho que tenían, no daba espectáculo, ni buen futbol en general. La cancha, aunque impactante, sigue siendo la de un estadio olímpico y no permite ver bien el juego.

Después llegaron los mexicanos al Stuttgart, Pardo y Osorio. Ahí me salió el nopal e inmediatamente sentí que tenía que apoyar al equipo suabo. Esa ciudad está a del otro lado de Alemania, por allá por donde se acaban las líneas de tren, y no podía irme tan fácil a ver un partido, pero como periodista los entrevisté, visité el estadio, los entrenamientos y me compré mis playeras para festejar. Ese año que los mexicanos llegaron, el Stuttgart quedó campeón. Parecía un cuento de hadas y yo todo un suabo, sin serlo, paseándome con mi playera del VfB en Prenzlauer Berg (donde están todos los suabos que han decidido vivir en Berlín, jeje).

Pero seguía habiendo un problema: no era fácil ver el futbol. En Alemania, a diferencia de México, la liga de futbol se puede ver sólo por televisión por cable, y yo no tengo ni pienso pagar todo un sistema de cable por tener sólo el canal de futbol. Tan fan no soy. E ir a un bar no es tan molesto que digamos, pero a los alemanes les fascina ver el futbol en algo que llaman Konferenz, es decir cachitos de más o menos 5 minutos de cada partido. Válgame. Es como un multitasking televisivo. Entonces ahí estás en el bar, viendo el Hertha contra el Stuttgart y de repente cambia al Bayern contra el Dortmund, y de repente escuchas que el comentarista grita ¡gol en Rostock! y entonces el canal cambia al partido del Rostock contra el Hamburgo. Etcétera, etcétera, etcétera.

Entonces los mexicanos se van del Stuttgart (Pardo ya hace dos años y Osorio hace cuatro días) y yo me quedo sin un ancla con ese equipo. Los mejores jugadores también han cambiado. Esto es un fenómeno mundial y me hace preguntar cómo uno puede permanecer como fan de un equipo a pesar de que ve a su jugador estrella usando otra playera. En fin. El Hertha Berlín se acaba de ir a la segunda división y el Bayern München es como lo que años atrás era el América de México o el River Plate de Argentina, una trampa mercadotécnica. Sólo lo apoyo cuando representa a Alemania en la Champions o así, pero no en la liga nacional.

¿Cómo se busca a un club? ¿hay instrucciones para hacerse fan de un equipo? Mi corazón me dice que ahora hay que apoyar al St. Pauli de Hamburgo que acaba de subir a la primera… veremos.

Eso sí, los inmigrantes en países donde se juega el cricket la deben de tener más difícil.

3 comentarios:

luisardpb91 dijo...

No podría estar más de acuerdo contigo... en estos momentos y desde hace tres meses me encuentro viviendo en Alemania (Aalen) e igual, aquí no veo forma de lograr que me guste el futbol, porque por más que voy a los estadios la forma en la que los europeos viven el futbol me parece un tanto aburrida... no hay mentadas de madre, no hay gente brincando, nadie avienta cerveza, no hay "puto" cada vez que el portero despeja... el ambiente se encuentra solamente en las partes donde están las porras y en las que podría ser un suicidio meterte... Digo, para ellos esta es la forma en que viven los partidos, pero a mi como mexicano joven aficionado al futbol me parece un tanto tedioso... También pienso que cuando es emocionante, el deporte (futbol en particular) es una forma de unir a la gente, pero me parece que el gran problema aquí es que aquí normalmente el deporte no despierta esas ganas de unirte con los demás, a menos que estén todos en Marienplatz celebrando un campeonato del Bayern München, y lo que realmente llama la atención es la euforia y la locura, porque para nada sientes esa satisfacción de "Ganó mi equipo!". No sé cuanto tiempo me quede aquí, pero me queda más que claro que como México, no hay dos.

vicereinestfeir dijo...

Soy fan del Bayern München desde hace un par de años y acá en México los veo por cable (de hecho lo elegí por eso). La primera vez que fui, aproveché para viajar a Gelsenkirchen para ver al Bayern contra el S04. Tenía apenas una semana de estar en Alemania y era mi primera aventura en tren y sola. Fue increíble, pero sobre todo, ver al equipo de mi corazón en vivo. Creo que el amor por un equipo no se puede improvisar. Es como el amor a la pareja: debe ser en las buenas y las malas. En los tripletes y eliminatorias.

Por cierto, sí, en el estadio apenas pude ver el partido -.- Todos eran muy altos y yo con mis apenas 1.60 estaba casi de puntitas y las banderas cubrían toda la posibilidad de ver. A pesar de eso, estar con la ultra del Bayern fue de lo mejor. Nos abrazamos, bailamos, cantamos y celebramos así, todos juntos; acercamiento que en otros planos no es posible.

Yaotzin Botello dijo...

Jeje, eso debió de haber sido una gran experiencia. ¿No hay fotos?

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...