martes, octubre 19, 2010

El milagro futbolero del minero

Cada quien tiene un santo de su devoción. Mario Gómez, 25 años de edad, jugador de futbol la Bundesliga alemana, tiene el suyo y este fin de semana lo sacó de apuros.

Lo curioso es que su santo se llama Mario Gómez, igual que él. Mario Gómez, minero, 63 años de edad, renació la semana pasada al poder parpadear de nuevo ante la luz de la Tierra. Fue uno de los mineros, el más grande de edad, que fueron rescatados en la mina de Copiapó el 13 de octubre pasado.

Así que Mario Gómez, el minero, se hizo santo en vida de mucha gente, pero en especial de Mario Gómez, el jugador.

“Quiero agradecer a la gente de Chile (…) Al momento de darme cuenta que el primer minero rescatado se llamaba Mario Gómez, supe que me iba a salir bien el partido”, señaló Mario Gómez en una entrevista después de su partido contra el Hannover 96.

El minero no fue el primero en ser rescatado, fue el noveno, pero eso no le restó importancia a la motivación del jugador: Mario Gómez ya era un talismán.

Ese sábado del partido, el 16 de octubre, Mario Gómez hizo lo que nunca: anotó tres goles con el Bayern München y, dejando en cero al contrario, celebró su primera goleada con el equipo bávaro. Desde que dejó las filas de su equipo suabo, el VfB Stuttgart, donde tuvo de compañeros a los mexicanos Pável Pardo y a Ricardo Osorio, no había hecho prácticamente nada con los bávaros. Fueron en total 245 días sin anotar gol, o como se diría más adecuadamente, bajo la sombra.

Pero el minero lo salvó.

“Fueron 33 los mineros rescatados, y yo tengo el número 33 en mi camisa”, dijo Gómez.

Y añadió que además hizo 3 goles.

Tres, tres, tres.

Bueno, hay que aclarar que Mario Gómez no es chileno nacido en Alemania. No. Las coincidencias no son tantas. Su papá es mitad español y su mamá alemana, por eso su primer apellido es completamente españolizado.

A ver qué tanto le dura su milagro. El Bayern München está muy mal en la tabla general y no parece que vaya a mejorar. Para mi gusto él tuvo mucha más suerte cuando pudo jugar con los dos mexicanitos en el VfB Stuttgart.

Y eso que en México no se rescata a los mineros.

No hay comentarios.:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...